x

Informacion

lunes, 7 de marzo de 2011

La policía del pensamiento

La policía del pensamiento dejó el garrote
Pusieron a jugar a nuestros niños, juegos divertidos
Solo da a un botón y expulsa misiles, bombas inteligentes
 Y destruye al enemigo, ese enemigo
Que alguna vez dijo Cristo es nuestro hermano.
No se ve sangre, la sangre de la niña que va a la escuela con sueños en  la mochila,
Del obrero sudado de esperanzas, de una madre que lleva al  vientre el porvenir.
Todo cuanto se destruye son objetivos insensibles, lo mismo un edificio militar,
Un hospital, un museo; cualquier error solo produce daños colaterales.
Nos  hicieron chatos emocionales.
Y así la tragedia humana es un espectáculo que divierte, Bush apretó el botón
Sobre Irak y jugó a ganar un nuevo período: destruyó palacios de algún déspota, museos de siete mil años de historia, lo demás no son muertos sino cifras,
Todos asistimos al espectáculo de los juegos electrónicos, vimos las bombas inteligentes caer  sobre sus  objetivos, escuchamos los aplausos para el vencedor, pero nunca vimos la sangre, la flor, la mochila, el llanto de la madre, la noche, el espejo, la sonrisa hecha pedazos
De la niña que iba a la escuela con sueños en la mochila.
Ya lo dijo Herbert   Marcuse, la tecnología produce formas de control social afectivas y agradables.
Cuanto control tenemos de la tecnología, espero que no hayamos matado a Dios.
Entrada más reciente
Anterior
Este es el último mensaje.
  • Comentar Desde Google

0 comentarios:

Publicar un comentario

Item Reviewed: La policía del pensamiento Description: Rating: 5 Reviewed By: Juan Colon
Scroll to Top